Guía de Roma: 3 días en la ciudad eterna

He estado dándole muchas vueltas a cómo hacer una guía de Roma. Y es que, los enclaves a visitar son tan famosos todos y los encontráis con tantísima facilidad que veo un sinsentido lorear en el post atracciones tan obvias como El Partenón o El Coliseo. Imagino que si vais a Roma, ya sabéis que existen y que tenéis que visitarlos. Y a pesar de las numerosas atracciones que tiene la ciudad, creo que la ciudad se disfruta más con un poquito de despiste y sin demasiado guía: ensimismarse con sus paredes, el tráfico infernal o el ruido de sus trattorias. Así pues, he decidido incluiros debajo de cada día los puntos clave que visitamos y según los que organizamos las caminatas. En el resto del post os doy consejillos varios y desvariaciones.

DOMINGO

Panteón, Plaza España, Piazza Popolo, Cordonata di Michelangelo

 
guia de roma tres dias que ver en roma
guia de roma tres dias que ver en roma
guia de roma tres dias que ver en roma
guia de roma tres dias que ver en roma

Alojarse en Roma

Volar desde Madrid a Roma es relativamente barato, más aún si puedes hacer encaje de bolillos con las fechas y viajar entre semana.

El “problema” de Roma es que a pesar de la cantidad de turistas que recibe y de la infinidad de opciones hoteleras que hay, resulta bastante complicado encontrar alojamientos que estén bien a un precio asequible en el centro. Por norma general, la calidad-precio de los hoteles en Roma deja mucho que desear y suele ser bastante habitual tener que alojarse en zonas más lejanas al centro.

Tras bucear durante un buen rato en Booking, di con L’anticca Locanda Dell’Orso, el hotel donde nos alojamos nosotros. Ninguna maravilla pero más que suficiente dada su localización (a 5 minutos del Panteón) y su precio. El hotel lo podéis encontrar en Booking, aquí.

 
guia de roma tres dias que ver en roma
guia de roma tres dias que ver en roma
guia de roma tres dias que ver en roma
guia de roma tres dias que ver en roma
guia de roma tres dias que ver en roma

El jumanji de turistas

El encanto y las maravilla históricas que nos regala Roma vienen acompañadas de un ‘pero’ bastante importante: las masas de turistas. Lo sé, es lo que toca y la ciudad merece la pena. Eso no lo niego.

No obstante, y dado que es una realidad inevitable (y bastante molesta en mi opinión) con la que os encontraréis creo que es mejor romper la imagen idílica que tenemos todos de la ciudad y ser sinceros. Hay mucha gente. Es muy difícil sacar fotos sin masas de gente detrás y si nos sois previsores, tocará hacer muchas colas.

Por ello, os recomiendo madrugar y visitar enclaves como el Partenón o la Plaza de España bien pronto por la mañana. Seguirá habiendo gente, pero mucho menos. Si vais entre semana, dejad atracciones como la Fontana di Trevi o el Coliseo para el lunes, martes o miércoles. Visitad la ciudad en invierno, no te abrasas y hay menos turistas. Si quieres visitar alguna atracción por dentro (Coliseo, Vaticano, Foro…) compra las entradas por internet.

guia de roma tres dias que ver en roma
guia de roma tres dias que ver en roma
guia de roma tres dias que ver en roma
guia de roma tres dias que ver en roma

Lunes

Piazzas, Trastevere, Coliseo, Foro y Palatino

guia de roma tres dias que ver en roma
guia de roma tres dias que ver en roma

Vive la ciudad

Como os comentaba antes, más que el checklist de sitios por ver, creo que lo más bonito que tiene esta ciudad es la magia que flota en el ambiente y que se deja ver cuando bajamos un poco la marcha y nos dejamos llevar.

Tomarse un café en cualquier cafetería (porque en todas estará bueno), dar una vuelta por las infinitas tiendas artesanas y perderse por las calles más secundarias debería ser tanto o más popular que una visita a cualquiera de sus monumentos.

Si os gustan los papeles, cuadernos, postales y demás reliquias analógicas, os recomiendo Mendaia Federica, en Via dell’ Orso 42.

guia de roma tres dias que ver en roma
guia de roma tres dias que ver en roma
guia de roma tres dias que ver en roma
guia de roma tres dias que ver en roma
DSCF5002.jpg
guia de roma tres dias que ver en roma
guia de roma tres dias que ver en roma
El proyecto de Guzmán Bermejo es una aplicación que utiliza la realidad aumentada aplicada al turismo para convertir los viajes en un juego, viajar de forma diferente con los hijos, convertir una ruta turística en un juego a través de la realidad aumentada.

¿Tour o no tour?

Una de las maneras más comunes de visitar una ciudad, y más una ciudad como Roma, es contratar un tour. Nosotros nos apuntamos a uno que duraba unas tres horas y visitaba El Coliseo, el Foro y el Palatino. Lo contratamos con Civitatis y nos lo dio una guía local.

La verdad es que tengo sentimientos encontrados en lo que respecta a este tipo de tours. Por una parte, siempre es más enriquecedor entender lo que uno ve pero, por otro lado, detesto la sensación de rebaño al que le están leyendo un libro de historia.

Lo cierto es que no recomendaría el tour que hicimos por ese motivo. No obstante, si hubiéramos buscado con más tiempo seguro que hubiéramos encontrado algo más interesante y menos “entretenimiento de turista”. Yo recomendaría mirar con tiempo qué opciones tenéis y valorar si os merece la pena. Otra opción que a nosotros nos gusta mucho es la de los Free Tours, pero bueno, seguro que ya los conocéis.

El proyecto de Guzmán Bermejo es una aplicación que utiliza la realidad aumentada aplicada al turismo para convertir los viajes en un juego, viajar de forma diferente con los hijos, convertir una ruta turística en un juego a través de la realidad aumentada.
El proyecto de Guzmán Bermejo es una aplicación que utiliza la realidad aumentada aplicada al turismo para convertir los viajes en un juego, viajar de forma diferente con los hijos, convertir una ruta turística en un juego a través de la realidad aumentada.
El proyecto de Guzmán Bermejo es una aplicación que utiliza la realidad aumentada aplicada al turismo para convertir los viajes en un juego, viajar de forma diferente con los hijos, convertir una ruta turística en un juego a través de la realidad aumentada.

Martes

Vaticano

que hacer en roma en tres dias
que hacer en roma en tres dias
que hacer en roma en tres dias

El Vaticano

Si vais a Roma, casi con toda seguridad querréis visitar la Santa Sede. Y no es para menos. La monumentalidad de sus edificios, patrimonios y colas para comprar entradas justifican su visita.

Ahora bien, desde el momento en el que os vais acercando a la Plaza de San Pedro, os encontraréis los primeros de cientos de vendedores de tours/entradas rápidas/palos selfies. Uno pasea por allí y tiene la sensación de ser algo así como un conejo rodeado de zorros. Pero bueno, suerte que a estos zorros no les importas demasiado si no llevas dinero.

En fin, en el caso del Vaticano es aún más interesante comprar las entradas con antelación e ir pronto. Hay muchísima gente y las colas son auténticos ciempiés humanos. Además, tenéis varios tipos de entrada y de visita y aquello es enorme. Con lo cual, no está de más que valoréis qué queréis ver, cuánto queréis aprender y, básicamente, cual es el plan del Vaticano.

Nosotros fuimos por libre con la entrada previamente comprada online (nos bastó con un día de antelación) y nos compramos audioguías. Nos dejamos miles de cosas por ver o aprender, pero bueno, tampoco era nuestra ambición. A veces no hace falta que te expliquen nada para sentir y vivir algo.

Recomendación de lector: ¡tour de las criptas! Nosotros queríamos hacerlo pero ya no quedaban plazas cuando lo miramos.

DSCF5099.jpg
que hacer en roma en tres dias
DSCF5165.jpg
que hacer en roma en tres dias guia roma

Il piacere

Y aún con todo lo anterior, sigo pensando que lo mejor de Roma es…la comida. Vaya, la comida italiana en general.

Salvo el desayuno, no es un sitio donde me saltase ninguna de las comidas. Más si sois tan amantes de la carbonara como yo. En Madrid, rara es la vez que tomo pasta carbonara, pero allí…una al día casi. Los kilos de más a la vuelta son pura retención de líquido, nada más. No, señor.

Volviendo a lo importante, me encanta como la (aparente) sencillez de los platos y las recetas no le quita ni un ápice de disfrute. No resulta complicado encontrar sitios ricos, Google is your friend y suele acertar bastante.

No obstante, os dejo por aquí un post a los tres restaurantes que más me gustaron y las tres gelaterias que tenéis que probar sí o sí. El resto de restaurantes que me recomendaron o investigué antes de ir la encontráis en la app de Mapstr App (@alejandra.cubero).

que hacer en roma en tres dias guia roma
que hacer en roma en tres dias guia roma
 

Y me temo que hasta aquí hemos llegado. Si queréis leer más sobre la ciudad eterna, podéis consultar todos los posts aquí. Espero que os haya sido de utilidad y ya sabéis que cualquier duda me la podéis dejar en comentarios o mandarme un email a alejandra@aleoli.es ¡Muchas gracias por leerme y nos vemos pronto!

 

Mis top 3 sitios para comer en Roma

Roma es una ciudad increíble. Increíblemente perfecta para los que nos gusta comer. De hecho, hay tanta oferta y tan buena que resulta francamente complicado llegar a probar todos los sitios que a uno le gustaría. Nosotros dejamos por probar muchos que, en un principio, eran un sí o sí. Pero oye, uno hace lo que puede. Y con ese mismo criterio he escrito este post. De aquellos que probamos, ¿a qué tres sitios volveríamos a ir?

donde comer en roma

Tonnarello

Si investigáis mínimamente en Google, Tonnarello será uno de los restaurantes en la zona del Trastevere más puntuados y mejor valorados del buscador. La primera vez que intentamos ir fue un sábado por la noche y la cola era tal, que decidimos dejarlo para otro día o darlo por perdido directamente.

Hicimos bien en no tirar la toalla y comimos allí nuestro último día. Sin duda, repetiré cuando vuelva por Roma y volveré a pedir los espaguettis carbonara y la focaccia. El sitio es monísimo y la comida esta tremenda. Igual que el café. Aunque bueno, ya se sabe que es complicado que te den un café rancio en Italia.

Sin duda, si estáis de paseo por Trastevere y no hay una cola desorbitada, Tonnarello es un sitio más que recomendable para disfrutar de un buen plato de pasta.

DSCF5191.jpg
Opinión Tonnarello Roma
Opinión Tonnarello Roma
donde comer roma
Emma Roma opinion que pedir

Emma

Antes de ir a Roma, estuve haciendo mi buena investigación sobre dónde comer una buena burrata en Roma, a pesar de no ser un plato típico de la región. En esa búsqueda me topé con el restaurante Emma. Las reseñas eran buenísimas: restaurante frecuentado por locales, pizzas insuperables y burrata fresca.

Y, efectivamente, una vez más, tuvimos que darle las gracias a los reseñeros de Google. Es un local enorme, por lo que, aunque toque esperar un poco, os sentarán relativamente rápido. Quizás había demasiada gente y demasiado ruido, pero bueno, estás en Roma.

Tanto la burrata como la pizza estaban buenísimas, así que, por mi parte, recomendadísimo.

Forno di Campo Fiori y Forno Roscioli

Si bien me gusta un buen restaurante, creo que lo que más me gustó de Roma fueron sus fornos. Los encontraréis casi en cada calle, y vienen a ser como nuestras panaderías/pastelerías pero con más producto…entre ellos, pizza al taglio (ósea, pizza al corte).

Sustituimos la tostada con aguacate para desayunar por un tajo de la pizza con el color que se nos antojase al despertar: de pesto, de tomate, de mortadela. Mmmmm. Sólo recordarlo ya empiezo a salivar. El sabor, el crujiente y el calentito de cada bocado son, sin duda, uno de los grandes piaceres de la vida.

Además de lo rico que está, tienen la ventaja de ser portátiles. De este modo, podemos llegar antes y ahorarrnos otra de las colas en el Vaticano, Coliseo/Monumento que toque ese día.

Forno de Roscioli opinion
Forno Campo Di fiori opinion

Los dos fornos que os recomendamos son céntricos y diferentes. El forno di Campo di Fiori es más pequeño pero la calidad de su pizza es brutal. Veréis que no dejan de entrar y salir locales. Por otro lado, el forno de Roscioli está algo más masificado y se mezclan locales con turistas. Allí encontraréis más variedad de producto y es ideal para una comida rápida de pie o para llevar. Ninguno de los dos tienen mesas para sentarse, por si estabais pensando en descansar un rato a la hora de comer.

Por cierto, en el forno de Roscioli compramos un panettone para traer a casa por Navidad. No hace falta que diga lo que duró en casa. Eso sí: caro y lleno de pasas (que lo de las pasas no es para todo el mundo).

 

Y hasta aquí mis top 3 restaurantes en Roma. En realidad, creo que es difícil comer mal en Roma, por lo que tampoco se preocupen de las trampas para turistas porque son bastante obvias y seguro que no están ni tan mal. En mi mapstr_app (@alejandracubero) tenéis la lista completa que hice de restaurantes, bares y demás. ¡Muchas gracias por leer y si probáis algunos me contáis! Un besote