Pollo con salsa de aguacate

Hola hola hoooooola!

Os escribo desde la biblioteca. Yuhu, templo de fiesta y alegría. En realidad no se está tan mal, es un lugar excelente para socializar y hacerte el interesante. Y estudiar también, sí, sí...estudiar también. O escribir un post. También para eso es fantástica. Ahora en serio, os voy a contar un truco para rendir más, seguro que no se os había ocurrido nunca: guardad el móvil. Igual que cuando adelgazamos nos fijamos un peso a corto plazo que queremos bajar, con el móvil nos ponemos un tiempo de cero móvil y nada de darle al Instagram o al Whatsapp. De verdad, funciona. Nunca lo había imaginado. He tardado la mitad de tiempo en hacer lo que tenía programado para la mañana, y claro, no voy a empezar algo que voy a dejar a medias...así que mejor os escribo y desconecto un poco.

El caso, que ya era hora de una recetita salada... que tanto dulce y tanto favorito están muy bien, pero al final lo que comemos cada día son platos de pollo, pescado, ensaladas, etc. Y aunque los dulces son muy vistosos, golosos y deliciosos lo suyo es aprender a juguetear con lo que más comemos para no cansarnos.

El otro día en Instagram subimos esta receta y fue un exitazo. Y normal...normal porque está espectacular y es tan fácil que hasta mi amigo Guzmán se va a animar a prepararlo ;). Creo que el pollo es uno de los alimentos que más consumimos, y a veces es un poco difícil pensar más allá de la plancha o el limón y de los guisantes para acompañar. Pero se puede...todo es cuestión de darle unas vueltas al coco, tener un buen fondo de especias y una buscar una salsa que le vaya bien.

¿Qué necesitamos?

Para el pollo:

  • Pollo en filetes (la cantidad dependerá de cuántos os vayáis a reunir a la mesa, lógicamente)
  • Mix de especias (1 cda de: ajo en polvo, cebolla en polvo, paprika, tomillo, orégano, perejil y cayena)
  • Bolsa de zip

Para la salsa (para acompañar 6-7filetes):

  • 1/2 yogur griego de base (un poco a ojo). Si no tenéis griego también funciona bien el queso quark.
  • 1/2 aguacate
  • Jugo de 1/2 limón
  • Pimienta negra y ajo en polvo
  • Sal

En un bolecito mezclamos todas las especias y después en una bolsa de zip incluimos el mix y el pollo y agiiiiittamos sin miedo y con gracia. Lo dejamos un ratito mientras que hacemos la salsa para que coja bien el sabor.

En una picadora (¡oh, mítica picadora) metemos todos los ingredientes de la salsa y lo machacamos hasta que esté todo bien mezcladito.

DSC_0444.JPG

Y ya tenemos la salsa hecha. En una sartén esparcimos un poco de aceite, dejamos que se caliente bien bien y hacemos los filetes. Unos minutitos por cada lado y listo. No os preocupéis si parece que el pollo se está carbonizando, es que las especias cogen color en menos de lo que tardo en comerme una onza de chocolate. Y no tiene más.

 

Esta receta es fácil, ¿eh? No me digáis que no. Yo creo que es perfecta para animar un poco al pobre pollo de los lunes por la noche y si queremos invitar a alguien a comer a casa y no somos muy cocinillas con esto parece que hasta hemos pasado por Masterchef. Tuturú. Bueno, ya nos contaréis si os animáis a prepararla. Y como siempre os digo...FOOOOOTO.

En fin, me callo ya que me tengo que ir.

Un besurrio muy fuerte